domingo, 10 de diciembre de 2006

EL CINE


Un buen vino es como una buena película: dura un instante y te deja en la boca un sabor a gloria; es nuevo en cada sorbo y , como ocurre con las películas, nace y renace en cada saboreador.

2 comentarios:

Nüx dijo...

Fellini siempre tan acertado. Cine y vino unidos metafóricamente, ¿qué más se le puede pedir ya a este hombre?

Cinéfila dijo...

Me encanta que te parezca acertada la frase que escogí para inaugurar el Blog.Gracias por comentar